cuáles son las funciones de la chatarra electrónica

¿Cómo funciona la chatarra electrónica?

Los equipos electrónicos, sin duda alguna, han cambiado nuestra forma de vida. Debido a que nos permiten realizar una gran cantidad de tareas sin necesidad de salir de casa. Haciendo que nos podamos concentrar en cosas más importantes y rendir mejor nuestro tiempo. Sin embargo, estos avances tecnológicos, también tienen su lado negativo. En este artículo, te contaremos más sobre cómo funciona la chatarra electrónica.

¿Qué es la chatarra electrónica?

A medida que surgen nuevos desarrollos tecnológicos, aparecen nuevos aparatos electrónicos, los cuales incluyen nuevas y mejoradas funciones que harán nuestra vida mucho más fácil. Esto, por un lado, pero, por el otro, significa que los aparatos viejos dejan de ser útiles. Motivo por el cual muchas personas deciden desecharlos y terminan convertidos en basura, junto con otros residuos.

También, hay que tener en cuenta que estos aparatos tienen un tiempo de vida útil determinado. Una vez cumplido este ciclo, dejan de funcionar correctamente y no queda otra opción que tirarlos. En este sentido, cuando hablamos de chatarra electrónica, nos referimos a todo equipo alimentado por electricidad cuya vida útil ha terminado. Es necesario tenerlo claro para saber cómo funciona la chatarra electrónica.

Por otro lado, una definición alternativa designa como basura electrónica todo equipo electrónico que ya no puede cumplir su función. Este concepto aplica igualmente para los componentes de dichos equipos electrónicos. Si bien puede parecer que no es gran cosa. La realidad es que la chatarra electrónica tiene un impacto ambiental negativo muy importante. Por lo que se ha vuelto un problema.

¿Cómo funciona la chatarra electrónica?

de qué modo funciona la chatarra electrónica

Continuando con lo anterior, entre la basura electrónica, encontramos cosas como equipos refrigeradores, aires acondicionados, radiadores, electrodomésticos grandes y pequeños. Asimismo, tenemos equipos de telecomunicaciones e informática, aparatos de alumbrado, lámparas profesionales, lámparas LED, máquinas expendedoras, juguetes electrónicos. Igualmente, productos sanitarios, equipos deportivos, aparatos de vigilancia, etc.

Tener en cuenta los tipos de basura nos ayuda a comprender cómo funciona la chatarra electrónica. Ahora bien, con respecto al impacto ambiental de estos equipos, se debe principalmente a sus componentes. Debido a que estos equipos contienen piezas de metales y otros elementos que en altas concentraciones pueden ser tóxicos. Como, por ejemplo, mercurio, plomo, azufre, cadmio, cromo hexavalente, óxido de berilio, entre otros.

En esta misma línea, todos estos compuestos tienen efectos negativos sobre la salud. Así, el plomo ha sido asociado al deterioro intelectual. El mercurio se relaciona con alteraciones cognitivas importantes y debilidad muscular. El azufre puede dañar el corazón y el hígado. El cadmio produce afecciones graves a nivel pulmonar y renal. Mientras que, el cromo hexavalente, es un importante agente cancerígeno.

Soluciones

Una de las principales estrategias propuestas ha sido el reciclaje de los equipos dañados. De la misma manera, se ha propuesto reducir la cantidad de sustancias tóxicas usadas en la fabricación de estos equipos. Bien sea reduciendo su concentración o sustituyéndolos por otros menos dañinos.

Finalmente, esperamos haberte ayudado a conocer más de cómo funciona la chatarra electrónica. Si te ha sido útil esta información, quizá quieras leer estos artículos:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *