cómo funciona un cronograma

¿Cómo funciona un cronograma?

Una de las herramientas indispensable a la hora de llevar a cabo algún proyecto es el cronograma. Si quieres aprender cómo funciona un cronograma lee con atención el presente artículo.

Los cronogramas

cómo funciona un cronograma diagrama

Si planeas llevar a cabo un proyecto debes realizar un cronograma (representación gráfica) de actividades. La ejecución de un proyecto no solo debe ser planificada eficientemente, para que funcione bien deben determinarse las fases que lo van a componer.

Ningún proyecto es exitoso si no se respetan los tiempos y los objetivos, por tal motivo es indispensable aprender cómo funciona un cronograma. Dirigir un proyecto o actividad sin apoyo de este es prácticamente como caminar a ciegas. Ya que es necesario ver con claridad si vas por el camino correcto y si las fases que han cumplido en el tiempo justo.

Existen varios tipos de cronogramas, entre ellos diagrama de inversiones, Pay, PERT, de Gantt, CPM, de investigación, de trabajo, de hitos y Microsoft Proyect.

¿Cómo funciona un cronograma?

No importa si tu proyecto es pequeño o grande, simple o complejo debes preparar un cronograma de actividades antes de comenzar a ejecutarlo. Determinar el tiempo de ejecución de cada una de las tareas, te permitirá monitorear el avance de las mismas. Por otro lado, llevarás una secuencia donde a cada fase le asignarás fecha de inicio y de fin.

Para elaborar uno perfecto debes cumplir una serie de pasos. El primero es elaborar una lista con todas las tareas por ejecutar. Luego establecer el tiempo en que debe culminarse cada tarea, en el cuadro debe indicarse la unidad de tiempo a usar (días, semanas, quincenas, etc.).

Seguidamente se deben colocar en el cronograma las tareas en orden cronológico. Especificar qué es lo necesario para cada una de las tareas, es decir, productos, materiales, servicios, personal, etc. A medida que se van ordenando se pueden ajustar los lapsos de tiempo hasta que cuadren con la fecha final del proyecto o la duración total. Luego de iniciado el proyecto se debe ir actualizando el cronograma y analizando cómo va el avance del mismo.

Aspectos generales de un cronograma

Una de las fases más complicadas al elaborar uno es calcular el tiempo estimado para cumplir con cada fase del proyecto. Normalmente, los profesionales recurren al uso de aplicaciones que estiman la duración real del proyecto. Lo que nos permitirá ajustar nuestras expectativas. Son muchas las ventajas que ofrece la manera cómo funciona un cronograma.

Primero, reduce la posibilidad de fracasar y los riesgos; visualmente te permite ver en conjunto todas las tareas que abarca, los lapsos y la evolución. Propicia el seguimiento de cada una de los subobjetivos y estimula la comunicación ya que por medio de él todos los implicados están informados sobre el proyecto. Por último, gracias al cronograma se evalúa el avance del mismo y permite realizar los ajustes necesarios para corregir y mejorar las etapas.

Si estás por comenzar tu proyecto y no elaboraste ninguno, haz una pausa. Es importante que por cómo funciona un cronograma, primero lo elabores antes de arrancar tu proyecto, de lo contrario podrías no tener éxito.

Te puede interesar:


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *