cómo funciona el dolo

¿Cómo funciona el dolo?

En cualquier sociedad existen ordenamientos jurídicos, es decir, sistema de reglas que dirigen legalmente un determinado lugar. Cuando las personas infringen dichos ordenamientos se considera que están cometiendo un delito. Existen distintos tipos de delitos pero en este artículo vamos a explicar cómo funciona el dolo.

Los delitos y sus formas

cómo funciona el dolo resultado

Los delitos son comportamientos en los que incurren algunas personas, los cuales van en contra de los ordenamientos jurídicos de una sociedad. Estos generan un castigo que incluye una sanción o pena. En los casos en que dicha infracción o conducta no sea tan importante como para ser denominada delito se le considera delito leve. Los delitos tienen distintas clasificaciones:

  • Por la forma de la acción: puede ser por omisión cuando no se actúa conforme a las leyes; por comisión, cualquier hecho criminal ejecutado por una persona.
  • Por el modo de la culpa: son culposos cuando no son intencionales pero igual no se evita. O dolosos cuando se ejecutan con la intención de ocasionar el daño. Este último, lo vamos a explicar más adelante.
  • Según el sentido judicial: los hay civiles, cuando se perjudica con toda intención a un tercero o penales cuando están estipulados en las leyes penales.

¿Cómo funciona el dolo?

El término dolo es una variante de la palabra del latín vulgar dolus. Se usa para definir la voluntad intencionada de incurrir en un delito con plena consciencia de que la acción es ilegal. Jurídicamente hablando el dolo implica no solo la intención de actuar sino el abstenerse a hacerlo cuando la ley lo exige.

Existen dos elementos fundamentales que posee el dolo. El intelectual o cognitivo, se refiere al hecho de que el sujeto en su interior sabe que es lo que hace (robar, matar). Es decir, antes de actuar o de ejercer su voluntad reflexiona acerca de su futura acción.  El elemento volitivo, está relacionado con lo que quiere o desea hacer el individuo.

En resumen, la unión de estos dos elementos genera la intención, la cual va a desencadenar el delito. El individuo por medio de su conocimiento enfoca su voluntad en dirección de lo que quiere, manifestándose en sus omisiones o acciones, las cuales provocan un resultado.

Aspectos generales del dolo

Dependiendo del modo cómo funciona el dolo y dependiendo de su intensidad, podemos definir varios tipos. El dolo de primer grado o directo, se da cuando el autor de manera voluntaria actúa para causar el daño que quiere. Como cuando un terrorista quiere matar un personaje y le coloca una bomba en su vehículo.

Por otro lado, está el dolo de segundo grado o indirecto, cuando el resultado del delito no era el buscado. Es decir, en el caso del terrorista, solo quiere matar al personaje pero es inevitable la muerte también de su chofer.

El último tipo, es el dolo eventual, se da cuando el delincuente o asesino sabe la posibilidad de que el efecto de su acción perjudicará a personas ajenas a su objetivo. Sin embargo, sigue adelante con sus planes, por ejemplo, si al estallar la bomba también podrían morir peatones.

Ahora que conoces el significado de cómo funciona el dolo sabrás determinar cuándo un hecho ilegal es doloso o culposo.

Te puede interesar:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *