qué es un fraude de seguros

¿Cómo funciona un fraude de seguros?

Los seguros son una de las actividades económicas más estables e importantes del mercado. Pero, esto no significa que esté libre de situaciones problemáticas que lo afectan. Una de las infracciones más comunes en este campo son los fraudes de seguro. Este tipo de acciones son sorprendentemente frecuentes y pueden afectarnos a todos. Por eso, a continuación, en este artículo, te explicamos cómo funciona un fraude de seguros.

¿En qué consiste un fraude de seguros?

Los contratos de seguro son acuerdos con carácter legal establecidos entre aseguradoras y asegurados. La finalidad de estos contratos es una relación de beneficios mutua. Por un lado, el asegurado consigue una cobertura ante diversos riesgos que podrían presentarse en su vida. Mientras tanto, la aseguradora cobra un precio a cambio de la oferta de esta cobertura.

En este sentido, así como pasa en cualquier área de la vida humana, las personas pueden incurrir en fraudes de seguros. Antes de adentrarnos de lleno en este concepto, primero estudiemos lo que es un fraude. De esta forma, cuando hablamos de fraude, nos referimos a cualquier acción contraria a la ley que afecta a un tercero. Tener claro este concepto es esencial para saber cómo funciona un fraude de seguros.

Así, un fraude de seguros vendría siendo cualquier acción ejecutada por algunas de las partes del contrato de seguro, la cual busca obtener beneficios a expensas del daño hacia el otro. Cuando contratamos un seguro, debemos estar al tanto de este tipo de conductas ilegales. Para así poder estar atentos y mantenernos protegidos.

¿Cómo funciona un fraude de seguros?

cuáles son las funciones de un fraude de seguros

Continuando con lo anterior, los fraudes de seguros pueden ser cometidos por asegurados y aseguradoras. En este último caso, los fraudes son cometidos por agencias que actúan como aseguradoras sin contar con autorización oficial. De esta manera, las personas colocan su dinero en manos de terceros que no les ofrecen ninguna garantía. Es importante estar informados respecto a qué empresas están autorizadas por el Estado.

Otro punto esencial de cómo funciona un fraude de seguros, es recordar que sólo las compañías pueden actuar como seguro. Esta actividad no puede ser ejecutada por personas naturales.

Fraudes hechos por asegurados

Respecto a los fraudes perpetrados por los asegurados, pueden darse de varias formas. Por ejemplo, alguien puede informar a la aseguradora de algún siniestro que en realidad no ocurrió. Con el objetivo de obtener el dinero de forma ilegítima.

Igualmente, si dicho siniestro tuvo lugar, el individuo afectado puede optar por exagerar los hechos ocurridos. En este caso, lo que se busca es obtener una mayor compensación de la que realmente corresponde. Cuando se contratan seguros por robo, algunos individuos optan por informar de bienes que realmente no perdieron.

Consecuencias

Además de todas las implicaciones legales, dado que los fraudes de seguro son considerados delito penal, hay otras consecuencias. En ocasiones, esto resulta en un aumento de las primas para otros clientes y mala imagen para el mercado asegurador. Finalmente, esto es todo sobre cómo funciona un fraude de seguros. Si esta información te ha sido útil, tal vez te interesen estas entradas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *