cómo funcionan las juntas homocinéticas

¿Cómo funcionan las juntas homocinéticas?

La tracción de un automóvil se refiere a la transmisión de potencia del motor hacia las ruedas, por tal razón puede ser total, delantera o trasera. En el caso de la tracción delantera dicha presión se trasmite a las ruedas delanteras. En este artículo vamos a describir una de los elementos de este tipo de tracción: cómo funcionan las juntas homocinéticas.

Tracción de un vehículocómo funcionan los tripoides

Las ruedas son el elemento al cual llega el impulso propulsor producido por el motor de un vehículo, las ruedas que reciben el impulso son llamadas ruedas motrices. Es decir, son las ruedas que hacen posible el movimiento. Por tal razón, existen tres tipos de tracción la delantera (4×2), la trasera (4×2) y la total (4×4).

En la tracción 4×2 donde las ruedas motrices son las delanteras, es porque estas son las que reciben el empuje que genera el motor. Este tipo de tracción es la ideal para coches de uso urbano. Los ejes son las piezas que reciben la rotación de la caja y transmiten la tracción hacia las ruedas. Acá intervienen las juntas homocinéticas unas puntas articuladas que conectan la salida de la caja de velocidades con las ruedas.

¿Cómo funcionan las juntas homocinéticas?

Esta compleja pieza sirve como receptora de la rotación que muestra la caja de cambios para luego hacer llegar esa fuerza hasta las ruedas. Gracias a ellas es que los neumáticos pueden girar y además, permiten que la dirección se mueva hacia la izquierda o derecha. También facilitan que el sistema de suspensión lleve a cabo su propio movimiento, ya sea hacia arriba o hacia abajo.

Las juntas homocinéticas tienen la capacidad de transmitir el movimiento giratorio sin modificar la velocidad relativa entre el conductor y el conducido. Incluso independientemente del ángulo que hagan sus ejes.

Juntas homocinéticas: generalidades

La forma cómo funcionan las juntas homocinéticas son unas articulaciones, razón por la cual deben mantenerse siempre limpias y lubricadas. De lo contrario las juntas se rompen, se escapa el lubricante e ingresa humedad y sucio al sistema. En cuanto a los síntomas que se presentan cuando estas piezas o algunos de sus componentes se dañan tenemos:

  • Ruido o vibración extraña al girar el volante: guardapolvo roto.
  • Chasquido al acelerar: daño o desgaste en la punta de eje.
  • Vibración o temblor al acelerar: eje con desgaste o desbalance.
  • Ruido repetitivo y seco al iniciar la marcha o girar el volante: junta homocinética dañada.

Mantenimiento

Es importante tener presente que a la hora de reemplazar esta pieza debe hacerse por el tipo de junta exacta, ya que estas varían de ancho, peso, largo y extensión. Si no es la adecuada puede ser difícil colocarla, pueden moverse y salirse del lugar. Por otro lado, es vital reponer la grasa luego de reponer la pieza. A pesar de que estas poseen un guardapolvo como protección es necesario controlar el sucio que pueda pegarse a los componentes flexibles.

Ya que aprendiste cómo funciona las juntas homocinéticas estás en capacidad de determinar cuándo las de tu vehiculó estén fallando.

Te puede interesar:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *