qué es la personalidad

¿Cómo funciona la personalidad?

Una de las características más fascinantes de los seres humanos, es la personalidad. Durante años, la psicología se ha interesado por estudiar este fenómeno para poder comprenderlo. De esta manera, se han logrado muchos avances importantes que nos ayudan a entender mejor cómo funciona la personalidad. En este artículo, te explicaremos más detalles acerca de esta y cuáles son sus principales características.

Origen del concepto

La personalidad, es un concepto que se viene utilizando desde tiempos antiguos. El término “personalidad”, deriva del latín “persona”. Esta palabra era utilizada para designar las máscaras que utilizaban los actores de los teatros antiguos. Es decir, se usaba para hacer referencia a aquello que ellos estaban representando. Entonces, podemos decir que desde tiempos antiguos se usaba la noción de un “rol” o “papel” que se representaba.

Siguiendo esta línea, hoy día, es posible encontrar muchas definiciones de lo que es la personalidad. Cada una varía dependiendo del autor o autores. Sin embargo, en todos los casos, la personalidad es definida como un conjunto de patrones de conducta, rasgos y emociones. Los cuales son estables en el tiempo y definen a una persona, diferenciándola de todas las demás.

Tener en cuenta esta definición es importante para entender cómo funciona la personalidad, pero es bastante general. Para comprender mejor el concepto, debemos saber que es un constructo psicológico. Esto hace referencia al hecho de que la personalidad no es una entidad tangible y no puede ser observada directamente.

¿Cómo funciona la personalidad?

en qué consiste la personalidad

Ahora bien, el estudio de la personalidad siempre se ha dado bajo tres enfoques teóricos: Internalista, situacionistas e interaccionistas. De este modo, el modelo internalista propone que la conducta de un sujeto está dictaminada por variables internas. Así, el estudio de esta variable nos ayudaría a predecir la conducta del mismo. Por otro lado, el modelo situacionista, es totalmente contrario al anterior.

Entender la diferencia entre ambos mejora nuestra comprensión de cómo funciona la personalidad. De esta manera, tenemos que el situacionista establece que la conducta es dependiente de situaciones externas. Y, considera el aprendizaje como el proceso fundamental que conforma al individuo. Por último, el modelo interaccionista, vendría a reconciliar las diferencias entre los dos anteriores.

Puesto que, este sugiera que la personalidad y conducta de un individuo, es dependiente tanto de variables internas como externas. En este mismo sentido, actualmente, el modelo interaccionista es el que goza de mayor aceptación. Dado que ofrece explicaciones más completas para el estudio de la personalidad.

Tests de personalidad

Anteriormente, te habíamos mencionado que no había una manera directa de observar la personalidad. A causa de que esta era una construcción psicológica. Por lo tanto, la única forma de estudiarla, es a través de los test de personalidad. En la época actual, existen muchos test que evalúan la personalidad. Asimismo, cada uno tiene una concepción diferente de la personalidad.

Algunos de los más utilizados son el Test de 16 Factores de la Personalidad (16PF) y el Inventario Multifásico de Personalidad de Minnesota. Finalmente, esperamos haberte ayudado a entender cómo funciona la personalidad. No te olvides de revisar más artículos de nuestro blog:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *