cómo funciona la poliomielitis

¿Cómo funciona la poliomielitis?

Son varias las enfermedades infecciosas que pueden atacar a los infantes si no se toman las debidas previsiones. En este artículo vamos a expresar la información necesaria para conocer cómo funciona la poliomielitis o polio.

Aspectos generales de la poliomielitis

La poliomielitis o polio como es llamada popularmente es un tipo de infección viral y además contagiosa que ataca los nervios mayormente en los niños. El contagio puede producirse por contacto con mucosidad, flema o heces contaminadas o por contacto directo con una persona portadora del virus.

Normalmente esta infección no produce síntomas, solo entre un 4% y un 8% pueden sentir malestares parecidos a los de la influenza. Estos suelen desparecer solos después de 5 días. En cuanto a parálisis en piernas y/o brazos o debilidad nada más el 1% la padecen, sin embargo esta patología puede ser permanente.

¿Cómo funciona la poliomielitis?

El virus causante del polio es el polivirus del grupo de los enterovirus, se conocen tres tipos pero son iguales en cuanto a lo agresivos. Enterovirus significa infección (virus) que entra por el sistema digestivo humano (entero), ya que es el medio de infección. Siempre que una persona hace contacto con el virus, el mismo se introduce al cuerpo por la boca hasta llegar al aparato gastrointestinal. Así es el proceso de cómo funciona la poliomielitis.

De allí llega a la sangre por medio de los canales linfáticos y de las venas y arterias. El tiempo de incubación tarda de 7 a 14 días (rango entre 3 y 35 días). Solo el 1% de los infectados pueden sufrir de parálisis, encefalitis o meningitis, si el virus llega a la médula espinal invadiendo sus nervios.

Clasificación de la poliomielitis

Se conocen dos tipos de poliomielitis. La poliomielitis no paralitica que ocasiona síntomas leves parecidos a los de otros virus como la influenza. Dichos síntomas no duran más de 10 días. Son dolor de cabeza y garganta, fiebre, debilidad o sensibilidad en los músculos, cansancio, vómitos y dolor y rigidez en cuello, brazos y/o piernas.

La poliomielitis paralítica es la menos común pero la más grave, algunos síntomas al inicio son como los de la no paralítica. Pero después de una semana más o menos surgen otros como dolores fuertes en los músculos y debilidad muscular. Además de la pérdida de los reflejos y parálisis flácida, es decir, aflojamiento de las extremidades y algo de tiesura. Con esta información ya conoces cómo funciona la poliomielitis.

Diagnóstico, tratamiento y prevención

cómo funciona la poliomielitis prevención

El polio se reconoce por los síntomas, más específicamente por la tirantez de cuello y espalda, los problemas para respirar y tragar y los malos reflejos. Para confirmar la sospecha se efectúa una punción espinal o lumbar, conteo de niveles de anticuerpos del polio y cultivos de heces, orina o garganta.

No tiene cura, no existe tratamiento eficaz pero en casos de polio subclínica se recomienda hidratación oral, dieta blanda, y en caso de fiebre, reposo y paracetamol. La única forma de prevenirla es por medio de vacunas que se aplican en el control pediátrico. Pero para evitar la propagación del virus el contagio se recomienda mantener una buena higiene, evitar los basureros, lavarse muy bien las manos, etcétera.

Ahora que ya conoces cómo funciona la poliomielitis sabes lo importante que es hacer todo lo recomendado para prevenir el contagio. Si tienes niños pequeños es indispensable que cumplas a cabalidad con su calendario de vacunas.

Te puede interesar:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *