cómo funciona una póliza

¿Cómo funciona una póliza?

Distintas compañías de seguros ofrecen servicios para la seguridad de los clientes por eso hoy te mostramos cómo funciona una póliza y si es la mejor opción para ti y tu familia.

¿Qué es una póliza?

Las pólizas son aquellos contratos donde las compañías aseguradoras corren con toda la responsabilidad ante un riesgo o eventualidad del cliente. Esto mediante los conceptos establecidos y el cobro de la prima.

El término póliza proviene del italiano “polizza” que significa prueba. El riesgo, el asegurado y el interés son los elementos básicos que obligan a indemnizar al cliente. Sirve como protección a que ocurran siniestros compensando las repercusiones y estableciendo maneras de ahorro al asegurado.

La solicitud de una póliza debe contener elementos formales donde el seguro este definido, identificando todas las partes, tanto del tomador como la empresa aseguradora. Para solicitar la póliza lo que comúnmente debes entregar es los datos de tu domicilio, además, los datos de cada familiar dentro de la póliza solicitada, por último, incluir el bien que abarcara la cobertura.

¿Cómo funciona una póliza?

cómo funciona una póliza

Las pólizas  trabajan por medio de un período de vigencia donde se detalla desde un primer instante al momento de contratar dicho servicio, la fecha de entrada y su plazo. Tienen derecho las eventualidades que entran en dicha fecha y que cumplen con las condiciones.

Existen ciertas condiciones para que las compensaciones se establezcan, por ejemplo, el detallar las cuotas que cubren las eventualidades dependiendo de los tipos de siniestros que se puedan presentar. Además, existe cláusulas donde ambas partes figuran todo lo recogido en la póliza y que establece las consecuencias de las condiciones acordadas. Esto evita que los hechos que se susciten no tengan algún problema a la hora de pagar la indemnización.

 Partes que contiene una póliza

Antes de contratar una póliza de seguro debemos conocer los aspectos más relevantes que estos contienen o mejor conocido como los términos. En primer lugar, encontramos la carátula de póliza el cual es un documento donde especificamos el número de la póliza, el plan establecido, la cantidad de la suma asegurada y otros datos como la vigencia del mismo.

Luego tenemos la prima, es la suma establecida en la que cada mes o año se paga dependiendo de la cantidad asegurada. Puede ser pagada mensual o anualmente. La prima varía dependiendo de los factores económicos del cliente.

La suma asegurada es considerada como la cantidad de dinero que cubre los incidentes. Esto ayuda en caso de enfermedades o accidentes, estableciéndolos en la carátula de póliza, varía según las necesidades del cliente. Mayor sea la prima, mayor es la suma asegurada.

Para que el seguro cubra lo acordado se paga un deducible el cual explica el agente de seguros antes de que se firme el contrato, esto es positivo en algunos casos ya que si es un deducible mayor la prima bajara el costo.

Por último, tenemos el coaseguro, esto comprende un porcentaje del total gastado en un evento imprevisto, esto lo vemos en los seguros médicos, donde en caso de hospitalización o cuidados intensivos, el pago lo cubre una parte el asegurado y el resto la compañía aseguradora.

Ya conoces cómo funciona una póliza, los elementos importantes que debes tener antes de contratar un seguro y sentirte aliviado.

Puede que te interese otros artículos:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *