concepto de reaseguro

¿Cómo funciona un reaseguro?

Las aseguradoras aunque pueda leerse extraño a primera vista, también necesitan de un seguro que los cubra. Estas empresas al asumir la responsabilidad de cubrir lo que pueda sucederle a sus asegurados, también están tomando para sí riesgos bastante importantes. Conozcamos cómo funciona un reaseguro para aprender a detalle de qué se trata todo este tema.

Concepto de reaseguro

En nuestro preámbulo dijimos que se trata de la contratación que realizan las aseguradoras de pólizas para la misma empresa. Es decir, en su papel como responsable de cubrir situaciones irregulares que puedan padecer sus clientes, las aseguradoras corren a su vez riesgos que pueden ser de gran magnitud.

Por ello, deciden establecer un contrato de póliza con otras empresas encargadas de brindar seguros pero esta vez, denominadas como reaseguradoras. El motivo más frecuente por el que hacen la contratación es para ceder parte o la totalidad de los gastos que deben asumir en lo que a cualquier siniestro respecta.

Motivo para contratarlo

Las compañías reaseguradoras tienen como propósito principal, cubrir a las aseguradoras de daños que puedan ocasionarse a su patrimonio. En caso de que la aseguradora no pueda solventar los daños o gastos que tengan sus clientes, es entonces cuando la reaseguradora se hace cargo en virtud de evitar problemas financieros y posible bancarrota para la empresa de seguros.para qué sirve un reaseguro

Tipos de reaseguro

Evaluando entonces la posición de estas pólizas, adentrémonos en sus tipos para conocer mejor cómo funciona un reaseguro:

Obligatorio

En este caso, la aseguradora se compromete a transferir todas las pólizas ofrecidas para cubrir daños específicos, a la reaseguradora. Esta a su vez, está en la obligación de aceptar la transferencia en su totalidad y sin condiciones.

Facultativo

Aquí ninguna de las partes está obligada a aceptar un trato con el que no estén de acuerdo. Por eso, por medio de un contrato establecen las condiciones convenientes para cada uno y estudian si su respuesta será positiva o no, pues tienen el derecho de negarse.

Semifacultativo

En este tipo de reaseguro, se hace una combinación de los antes mencionados. Es decir, están obligadas a transferir (por parte de la aseguradora) y aceptar la transferencia (en el caso de la reaseguradora). Sin embargo, fijan una serie de condiciones cada uno, que deberán evaluarse para ser aceptadas de forma mutua.

Proporcional

Se refiere al acuerdo donde la aseguradora y reaseguradora establecen específicamente las responsabilidades que posee cada uno con respecto a las pólizas. Está directamente relacionado a los acuerdos de pago y riesgos que deberá asumir cada una. Este tipo de reaseguro, se divide en dos:

  • Excedente: Se establece que la reaseguradora se hará cargo de una parte de los riesgos asumidos por la aseguradora.
  • Cuota a parte: En este caso se fija una cantidad específica de riesgos que la reaseguradora asumirá en caso de accidentes y siniestros.

Exceso de siniestro

Por último en este nivel del contrato, se dictamina que la reaseguradora asumirá cualquier tipo de exceso que se presente en las pólizas. Es decir, si la cantidad de gastos o accidentes que puede cubrir la aseguradora sobrepasa su límite, la compañía de reaseguros deberá hacerse cargo de estos excedentes.

Como vimos en este artículo es importante saber cómo funciona un reaseguro para conocer los riesgos que asumen las aseguradoras en virtud de cubrir nuestras necesidades. El rol que cumple una reaseguradora es vital para que las empresas de seguros tengan un respaldo y apoyo en cuanto a su patrimonio y así puedan evitar interrumpir su labor.

Para más artículos como este, visita las entradas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *